miércoles, 1 de julio de 2009

Orientación en el caos


- Separar lo importante de lo no tanto.
- Cuidarnos y cuidar (desde el amor, no desde el miedo).
- Estimular los afectos.
- Generar cercanía.
- Sentir lo que ya tenemos, y valorarlo.
- Apreciar el "PRESENTE" (como su término lo dice, es un regalo).
- Apostar a los sentimientos, con respeto por uno mismo y por los otros.


- Comprender que "todo lo que necesitamos es amor" y esta es la orientación con la que contamos, siempre

El alerta sanitaria por Pandemia de Gripe A coincide con la Semana de la Dulzura, y con esto pienso que se nos presenta un dilema paradigmático, no casual en estos tiempos de desafectivización e incertidumbre permanente. Me resulta interesante pensarlo como un emergente simbólico.

La desafectivización es una "pandemia" instalada hace tiempo mundialmente, que avanza de manera drástica y que muy pocos advierten o de la que pocos se atemorizan. Es "EL" proceso por el cual, a su vez, se genera todo tipo de enfermedad e infelicidad.

Entre las medidas preventivas frente a lo desconocido y posiblemente mortal, se incluyen aislamiento y cambio de hábitos tales como no saludar con un beso. La Gripe A pareciera ser una manifestación crítica de la desafectivización que pudo haber encontrado en este virus, una justificación más que válida para instalarse y profundizarse como mecanismo de defensa (y control) a nivel mundial.

Las enfermedades gritan el dolor de una contradicción que no logra resolverse. Una verdad que necesita ser rescatada de una mentira que tiene miedo de asumirla. Así funciona en todos los casos, y en cualquier dimensión: personal, social... universal.

El amor siempre es la respuesta a las contradicciones. Hay que buscarlo a través de sus señales, sus manifestaciones; aún cuando no resulte suficiente, siempre es necesario.

Sin hacer apología de la negligencia y mucho menos de intereses comerciales, propongo que no dejemos de regalar golosinas y besos (¡con opción a reemplazo por un abrazo fuerte!). Quiero defender la importancia de los afectos y de los gestos de amor; no dejarlos sucumbir ante ningún fenómeno, aún cuando surja como necesariamente excluyente, expresando una tensión o contradicción máxima.

Me atrevo a decir que esos besos y esas golosinas son incapaces de transmitir enfermedad.

  • Cuidémonos de la Gripe A, bien informados y con serenidad.
  • Estemos en alerta sobre el avance de la desafectivización y trabajemos para que retroceda.


¡FELIZ SEMANA DE LA DULZURA!

Los invito a leer "Pandemia emocional" (por Blonda)

9 comentarios:

  1. Excelente post lorena
    claridad en tiempo de contradicciones
    besoo

    ResponderEliminar
  2. Te postulo a ministro de salud, y te regalo el dulce mas grande.
    Besos,
    Elgrano

    ResponderEliminar
  3. Gracias!! :) intento moderar esta locura, lo único que nos falta es que nos "sugieran" no abrazarnos, ni besarnos... ya el control de las masas pasa a hacer absoluto, y las depresiones de las personas profundas. La gente así, se vuelve vulnerable a contraer cualquier enfermedad no solo "influenza A".
    BESOS!

    ResponderEliminar
  4. Con permiso, buen día.
    Me gusta su enfoque, es revelador y tranquilizante también. A mi se me revelan, en general, los costados mas miserables de los fenómenos y sus consecuencias, dejandome cierta carga de furia e indignación, que combato con la ironía y cierto humor negro.
    Su perspectiva me resulta muy estimulante, es como ejercer una resistencia, utilizando la carga negativa de lo que se presenta, para devolverla en un sentido constructivo. Creo que en algunas artes marciales, en particular el aikido, la técnica se basa en un enfoque similar.
    Muy bueno.
    Ah, y al punteo inicial, si me permite, le agregaría algo así como "dejate amar". Por lo menos en lo que me es personal, me permitió percibir y disfrutar mas de lo que pasa alrededor.
    Felicitaciones.

    ResponderEliminar
  5. Hola jntkdvr! bienvenido a mi Blog, gracias por tu comentario y por el aporte de "dejate amar", es de las frases muchas veces dichas o escuchadas, pero que sólo se comprende cuando nos hemos permitido un cambio profundo. Gracias nuevamente!! :)

    ResponderEliminar
  6. Son muy dulces tus palabras. Muchas gracias. Creo que estamos en el mundo para aprender a descubrir señales; Tus frases delatan una percepción especial al respecto; Ojala puedan descubrirte muchos; Leerte es como caminar con los ojos cerrados con la tranquilidad de saberse llevados de la mano a un jardín lleno de cosas lindas! besos y felicitaciones otra vez

    ResponderEliminar
  7. Lore, gracias por tu comentario en mi blog. Veo por qué decías que tenían mucho que ver ambos...es cierto.
    Podés linkear tranquila mi entrada, tenés mi permiso.
    NO creo que haga falta que te diga que estoy de acuerdo con tus palabras, no?

    Mil besos,nos leemos.

    ResponderEliminar
  8. Gracias Blonda, bienvenidas ambas a nuestro mundo! En un rato vinculo nuestros posts con la presentación correspondiente. Beso enorme y gracias!! :)

    ResponderEliminar
  9. Los infectólogos que saben explican que el virus de la gripe A no puede quedar vivo en el ambiente, salvo que esté en un medio orgánico (mucus, comida, etc.) pero los que hablan...hablan....y confunden.
    besos

    ResponderEliminar

Cada comentario florece y da sus frutos en el Tiempo de las Cerezas. ¡Aprovechá, es la temporada!