viernes, 17 de agosto de 2012

Todo está en el origen

Alguna vez reflexioné y compartí::

Las pérdidas nos modifican para siempre.
Se vuelven siniestras cuando parecen la constante en nuestras vidas.
Y uno no tiene más remedio que surgir y resurgir de esas ausencias...
... una y otra vez;
hasta verle la cara al Único y Primordial, al Verdadero Fantasma...
... perdonarlo, amarlo incondicionalmente, y dejarlo ir.

Porque somos nosotros los que debemos "abandonarlo". Ciertas pérdidas nos recuerdan que hay que soltar a "Ese" para que otros puedan quedarse.

La repetición nos hace responsables, de esa insistencia emocional que hace destino trágico.




4 comentarios:

  1. qué bueno qué vuelvas a publicar amiga!!
    se vienen cosas muy lindas para vos, estoy con vos, al lado tuyo en la montaña rusa... gritando las dos con una mezcla de alegría y pánico... :) besitos, te quiero!

    ResponderEliminar
  2. jajaja, qué lindas que sos!!! te quiero como siempre, y más!!

    ResponderEliminar
  3. Querida Lore: me resulta extraño leer que vos escribís sobre un "destino trágico". Desde ya las pérdidas nos duelen, pero vos sabés que hay que dejar ser al dolor también para finalmente, cuando llega el tiempo de las cerezas, soltarlo y dejarlo ir. Aunque nunca se va definitivamente.

    Extraño mucho tus posts, tus comentarios, nuestros nutricios intercambios. Pero entiendo que la vida nos hace pasar por diferentes etapas y esta vino así.

    Te deseo bienestar, Lore, de corazón, y te mando un beso grande!!!

    ResponderEliminar
  4. Hola Fer!!! qué lindo leerte! el destino trágico al que me refiero es el de las repeticiones a las que todos tendemos. Es una manera casi brutal de decirlo; pero es un recurso conceptual para comprender que todo eso que se nos hace estilo/comportamiento y a veces nos lleva a vivir las mismas experiencias, puede ser desactivado desde el origen mismo de nuestra emocionalidad (la experiencia con los padres fundamentalmente).

    Últimamente vengo de reflexiones cortas, y es cierto que son etapas!

    Estoy por acá! Una alegría reencontrarte!
    Beso grande!

    ResponderEliminar

Cada comentario florece y da sus frutos en el Tiempo de las Cerezas. ¡Aprovechá, es la temporada!